3 de febrero de 2010

NO MÁS GACETILLAS INÚTILES

En este espacio ya nos habíamos referido a la necesidad de evitar gacetillas de nulo interés para sus destinatarios, y también habíamos comentado cómo veían los periodistas de Estados Unidos el trabajo de los comunicadores. Esta semana un grupo de consultores inició una campaña para terminar con el envío de comunicados y gacetillas irrelevantes a los medios.

Su nombre es "An Inconvenient PR Truth" y el video que sigue ilustra bien su mensaje:

An Inconvenient PR Truth from RealWire on Vimeo.


Esta campaña, que establece una analogía con la contaminación ambiental, ha provocado numerosos debates y opiniones entre los comunicadores. Yo llegué a ella, por ejemplo, a través de Stuart Bruce, quien sostiene que le agrada la iniciativa pero agrega ciertos puntos importantes:

- Parte de la solución pasa por cómo se entrenan los nuevos comunicadores en sus tareas de difusión,
- Hay creciente dificultad de apuntar al periodista adecuado en el sobrepoblado mapa de medios,
- Otro problema en muchos casos es la actitud pasiva de las agencias que se limitan a hacer lo que el cliente les pide sin proponer otra cosa.

Otro punto que comenta Bruce, con el cual coincido, es la sugerencia de pedir permiso al periodista antes de enviarle cualquier cosa. En mi humilde opinión, cuando las cosas están bien hechas y sabemos que nuestra información será de interés para el medio, un llamado sobra y es una molestia para el periodista.

Como quiera que sea, "An Inconvenient PR Truth" le da más visibilidad a un tema desgraciadamente clásico en la relación entre comunicadores y medios. Ellos desarrollaron una investigación en Estados Unidos y Reino Unido para sustentar su iniciativa, que también reproduzco aquí:


En la Argentina (y probablemente en otros países de Iberoamérica también) el problema es el mismo: miles de mails que llegan diariamente con gacetillas, y que nada tienen que ver con los temas de los que escribe el periodista. Este hábito no genera otra cosa que la mala predisposición hacia la agencia o la organización que los envía.

Hay que pensar, entonces, en nuevas metodologías de acercamiento a los medios, si es que no lo hemos hecho ya. Por ejemplo, contar una buena historia.

2 comentarios:

Damian dijo...

muy bueno nacho..... tiene que cambiar la funcionde las PR....tengo el boceto del libro para pasarte a ver que te parece

Ignacio Duelo dijo...

Me encantaría verlo, hablemos.