16 de agosto de 2007

LOS BLOGS CORPORATIVOS: UNA OPCIÓN, NO UNA OBLIGACIÓN

Cristina Aced, que escribe en su querido Blog-o-corp, presentó junto a Julián Villanueva y Guillermo Armelini, del IESE, un estudio sobre blogs corporativos que deja mucho para analizar.

En primer lugar, tal como hacen los autores del trabajo, hay que diferenciar un blog corporativo de uno personal. En el primero, alguien escribe en representación de una organización. La definición que encontramos en este estudio es: "Todo documento externo escrito por una persona que bloguea de forma oficial para la compañía, que cuenta con el reconocimiento de ésta y cuya vinculación se expresa de forma explícita en el blog".

Yo le buscaría otra palabrita a "documento", porque me parece demasiado general. Tal vez definiría primero la palabra "blog" -ellos lo hacen detalladamente en el primer capítulo del trabajo- y después explicaría el subgénero "blog corporativo" como aquel "escrito por una persona o varias que bloguean de forma oficial para la compañía, con el reconocimiento explícito de ésta en el blog".

Más allá de cuestiones semánticas, encuentro algunas precisiones interesantes a lo largo del documento:

- Diferencian los distintos tipos de blog corporativo: blog de marca, blog de eventos, blog de producto o servicio, blog de trabajadores y blog de sector.

- Enumeran ocho factores que hacen al éxito de un blog corporativo.

- Describen los 13 beneficios que un blog corporativo puede traer a una organización.

- Incluyen una lista de 100 blogs de empresas, analizados en el trabajo.

- Insertan apartados con casos de empresas y blogs.

Para más precisiones sobre los puntos mencionados, es menester leer el trabajo.

Lo más importante que deja el estudio, sin dudas, es su conclusión sobre los blogs corporativos: "Que se trate de una herramienta útil no significa que sea obligatorio tenerla, pues para que sea efectiva es necesario que esté alineado con la estrategia empresarial y comunicativa de la empresa. Debe tener unos objetivos muy claros y definidos, y encajar con la cultura de la empresa. La decisión de crear un blog debe ser, por tanto, meditada".

El dossier es muy interesante y es de indispensable lectura para todo aquél que comienza a explorar el mundo de los medios comunitarios, del que el blog es fiel representante.

A modo de posdata, dejo un link a un texto de José Luis Orihuela sobre las diez cosas que una empresa puede hacer con los blogs.

No hay comentarios.: